lunes, 18 de febrero de 2013

Seis formas de compartir para empresas abiertas

Vivimos tiempos de apertura. Apertura no sólo como una forma de actuar en las relaciones personales sino, sobre todo, como una forma de entender los negocios y las organizaciones.

Las organizaciones abiertas se caracterizan por mantener una conversación frecuente, rica, honesta y fructífera con todos sus stakeholders: clientes, empleados, accionistas, socios, etc siguiendo la primera tesis del 'Manifiesto cluetrain':

Los mercados son conversaciones.

Cuando Charlene Li analiza las empresas abiertas en su obra 'Open leadership' identifica seis elementos de información compartida, basando su clasificación en el objetivo y naturaleza de esa información compartida.


Estos son los seis elementos, las seis formas de compartir de una empresa abierta:
  • EXPLICAR. Objetivo: que te compren la idea. Se informa a las personas de las decisiones, dirección y estrategia con el objetivo de que los receptores de la información, ya sean empleados, asociados, distribuidores, etc compren la idea, la hagan suya y se alineen para conseguir un objetivo compartido. En cierto sentido recuerda a la comunicación como herramienta de gestión del cambio.

  • ACTUALIZAR. Objetivo: recoger el conocimiento y las actuaciones La propuesta es utilizar medios sociales como blogs o twitter y herramientas de colaboración para recoger los avances y conocimientos que se van produciendo en la organización y que, de otra forma, quedarían dispersos en conversaciones, correos, etc

  • CONVERSAR. Objetivo: mejorar las operaciones. Se trata de mantener una conversación fluida y permanente con clientes, socios etc para obtener feedback y poder mejorar de forma continua la operación de la compañía.

  • MICRÓFONO ABIERTO. Objetivo: impulsar la conversación. Es una actitud, más que una forma concreta. Se trata de mantener una sincera actitud de escucha y, sobre todo, de invitar a la participación, sin prejuicios ni precondiciones.

  • CROWDSOURCING. Objetivo: resolución conjunta de problemas. Utilizar la participación y la conversación como una fuente de nuevas ideas y pensamiento fresco y novedoso. Y, en esta obtención de aportaciones, no sólo cuentan los empleados, sino también los clientes, los socios y cualquiera que desee colaborar y pueda aportar una idea.

  • PLATAFORMAS. Objetivo: establecer estándares y compartir datos. El objetivo es crear estándares, protocolos y reglas que gobiernen las interacciones, cubriendo tanto las arquitecturas abiertas que estructuren las conversaciones, como la apertura de datos que se hagan libres y accesibles para quien los pueda necesitar.
De estos componentes, los dos primeros, EXPLICAR y ACTUALIZAR, son variantes en que la información surge de la propia organización. Sin embargo, en los tres siguientes, CONVERSAR, MICRÓFONO ABIERTO y CROWDSOURCING la fuente de información e ideas procede del exterior. Se trata, pues, de una interacción y conversación constante y bidireccional. 

Charlene Li nos dibuja, como se puede ver, una empresa muy abierta, muy dialogante, muy imbricada con todos sus stakeholders.

Hay que reconocer que el mensaje es atractivo ¿verdad?