viernes, 17 de marzo de 2017

#DeconstructingWork con Niels Pflaeging: la complejidad y el desafío al management

Niels Pflaeging en acción
Ayer por la tarde, tuve el placer de asistir, invitado por Isabel Fernández Peñuelas de Oracle Ibérica, al evento #DeconstructingWork que tuvo lugar en el Centro de Innovación del BBVA.

El ponente único fue Niels Pflaeging, quien se autodefine como 'Exorcista del management' y 'Diseñador de Transformación' y de quien, debo reconocer, no había oído hablar hasta este momento.

Niels, cuyo estilo y dominio del español parecen desmentir su origen alemán, es un orador chispeante, espontáneo, dialogante y provocativo, como provocativas son también sus ideas sobre organización y gestión.

Intentando resumir su exposición, lo que Pflaeging explica es que el mundo se ha vuelto más complejo. Y aquí es preciso detenerse a explicar la diferencia que Pflaeging entiende existe entre complicado y complejo. Para él, lo complicado es predecible y con el estudio adecuado puede ser comprensible, mientras que lo complejo no, lo complejo no somos capaces de entenderlo en su plenitud y nos genera incertidumbre y sorpresa.

En un recurso oratorio que creo excelente, Pflaeging asimila los conceptos a colores: lo complicado al color azul y lo complejo al rojo... y de hecho, las slides, brillantes en su simplicidad y estilo cuasi-naif, combinan permanentemente estos colores. 

La evolución de la complejidad


Y nos explica cómo, en la era pre-industrial, predominaba lo complejo y un artesano no sabía muy bien en qué iba a consistir su siguiente trabajo. Con la revolución industrial llegamos a la cadena de producción y una gestión de lo complicado, lo azul y predecible. Eso dio lugar a la disciplina del management. Pflaeging afirma que, sin embargo, hoy en día predomina de nuevo lo complejo, lo rojo, lo impredecible.

Y a partir de ahí se embarca en esa exhorcización del management, la crítica a la organización jerárquica y la matricial, y la propuesta de unas organizaciones sin verdaderas jerarquías y en la afirmación, en mi opinión algo exagerada e irreal, de la inutilidad de todas las herramientas del management, desde el plan estratégico, pasando por los incentivos o la evaluación del desempeño o la dirección de proyectos.

Sobre modelos organizativos
Pflaeging es un orador brillante, un gran comunicador y un pensador sugerente y provocador. En cuanto a sus ideas, me resultaron muy cercanas en su primera parte, el análisis de lo complejo y herramientas para la gestión de la complejidad y la innovación. Pero empezaron a resultarme algo ajenas y basante discutibles a medida que el discurso se radicalizaba y no me convenció su enmienda a la totalidad a las técnicas del management, una enmienda tan radical que, aunque en casos específicos puedo compartir, creo en conjunto alejada de una gestión real, en empresas reales, con necesidades reales de resultados. Quizá por mi aprecio a esta disciplina, me pareció especialmente poco acertada la crítica a la dirección de proyectos.

La exhorcización de las técnicas de management


El evento estuvo condimentado por dos demostraciones muy interesantes

Demo IoT por Oracle
La primera sobre Internet de las Cosas a cargo de Oracle Ibérica donde unos cochecitos parecidos a un Scalextric (no recuerdo la marca real) y un dron simulaban una situación de coches conectados, con un accidente atendido por el dron. Los cochecitos y el dron, aparte de comunicar entre si y con unas luces que representaban su estado, también comunicaban con aplicaciones de la Suite de Oracle alojadas en su nube.

Demo Industria 4.0 por Zerintia
La otra sobre Industria 4.0 y realidad aumentada, realizada por la empresa Zerintia donde utilizando dos tipos de gafas, una de ellas las famosas Hololens, realizaron una demostración práctica de una solución para asistencia remota a un técnico industrial, técnico que podía ser guiado en remoto, manejar menús, ver instrucciones y documentos explicativos de las acciones y, lo más bonito, un modelo tridimensional de una turbina.

Todo el evento, tanto la charla como las demos, fueron muy interesantes y toda la organización y atención a los asistentes fue excelente.

Mi agradecimiento a Isabel Fernández Peñuelas y a Oracle Ibérica por la organización del evento y por la invitación.