viernes, 11 de julio de 2014

Laissez faire: del liberalismo a la innovación

"laissez faire, laissez passer" es la famosísima frase acuñada por Vincent de Gournay en el siglo XVIII y que sirvió a modo de lema del liberalismo económico liderado por Adam Smith abogando por el no intervencionismo de los gobiernos en la economía.

Pero es otro el sentido que en este post quisiera darle a la primera parte de la frase: "Laissez Faire" (dejad hacer).

En su libro 'Accelerate (XLR8)', John P. Kotter nos relata la experiencia de una empresa que intento implementar una red de innovación y transformación. Al trabajar con ella uno de los resultados que se encontraron, en lo relativo a la generación de nuevas iniciativas fue:

Much of the work, they found, was less about finding or generating brand-new good ideas tha about knocking down the barriers to making these ideas reality.

¿Sorprende?

No creo que mucho. Para que una idea innovadora progrese debe vencer infinidad de barreras. Debe enfrentarse a la incredulidad, debe superar resistencias racionales e irracionales, debe saltar por encima de intereses creados y acomodamientos. 

La propia persona proponente o líder de la idea debe exhibir una enorme persistencia, resiliencia diríamos hoy día, debe estar adornada de una gran voluntad, dotada de muchísimo criterio, poseedora de grandes dotes de liderazgo...

No es fácil.

No faltan ideas.

No falta talento.

Sobran barreras.

¿Queréis innovación?

Derribad barreras

¿Queréis innovación?

Dejad que las ideas se desarrollen

¿Queréis innovación?

Dejad hacer...