jueves, 17 de octubre de 2013

Hacking life

El mismo título impresiona ¿verdad?

'Hacking life'...

¿A qué se refiere?

Me topo con este inquietante concepto avanzado ya el libro 'Makers' de Chris Anderson. El libro, como se habrá podido comprobar por artículos anteriores, se centra en estudiar el fenómeno 'maker', la democratización de los medios de diseño y fabricación digitales mediante técnicas como la impresión 3D.

Pensar en una generalización de la fabricación, una fabricación asumible por particulares o muy pequeñas empresas es sugerente, atractivo, inspirador...

Pero si pensamos en extender este fenómeno a la ingeniería genética... la cosa, aunque interesante, asusta un poco. Se nos habla de las máquinas PCR (polymerase chain reaction), utilizadas para la copia de ADN y que son herramientas habituales en los laboratorios de genética.Estas máquinas, se nos dice se pueden encontrar ya hasta por 5.000$.

Pero la cosa no acaba ahí porque se nos menciona también el caso de Josh Perfetto que fue capaz de crear un PCR mediante hardware libre, apoyado en una placa Arduino y con un coste de 599$. Perfetto y su OpenPCR forman parte del movimiento DIYbio que aplica los principios 'maker' al entorno biológico y genético.

Democratizar los medios de la ciencia, parte del credo DIYbio, es loable y aparentemente deseable. Pero poner instrumental de manipulación genética en manos de cualquiera, habilitar el 'hacking' de la base misma de la vida, debo reconocer que me desazona un poquillo...