viernes, 3 de junio de 2016

Big Data y la eficiencia en los pequeños detalles



En la búsqueda de la eficiencia a veces encontramos grandes betas, reingenierías disruptivas de procesos de negocio, automatizaciones masivas o grandes ideas...

Es posible, pero muchas veces la eficiencia se consigue 'rascando', fijándose en los detalles, eliminando pequeñas cosas superfluas.... según una filosofía más cercana a los principios de la ya casi venerable Calidad Total, el Six Sigma o Lean Management.

En esa lucha de guerrillas por la eficiencia, a veces encontramos soluciones sorprendentes y originales. Y es posible, al menos es lo que ejemplifica el caso que traigo a colación y que motiva este artículo, que el Big Data pueda ayudarnos en la búsqueda de esos pequeños detalles.

Leyendo el informe sobre el modelo Enterprise as a Service de Oracle que comentaba en el artículo anterior, me encuentro el caso de UPS que ha desarrollado un sistema, ORION, basado en Big Data y algoritmos inteligentes, para analizar y optimizar rutas.

¿Y qué conclusiones ha obtenido?

Pues he aquí lo sorprendente y casi divertido: hay que evitar los giros a izquierdas.

Si, como suena. Una vez que se piensa bien parece tener sentido. En el sistema de circulación que impera en la mayoría de los países como España donde se circula por la derecha, girar a la izquierda suele suponer el detenerse y esperar a que cese el flujo de vehículos en sentido contrario para luego, y con cuidado, hacer el giro... y eso es lento y, por tanto, ineficiente.

Un giro sólo es despreciable, pero para UPS, cuyo negocio es puro transporte y pura ruta, la adición de giros a la izquierda puede llegar a constituir una ineficiencia significativa por lo que, en grandes números, es deseable disminuir los giros a izquierda incluso a costa de rutas algo más largas. 

Según se nos dice, UPS, pues, diseña sus rutas minimizando giros a izquierda....

Sorprendente ¿verdad?

Y es que muchas veces, la eficiencia, como el demonio, se esconde en los detalles...