lunes, 4 de marzo de 2013

La resiliencia frente el fracaso en empresas abiertas

Resiliencia...

Una palabra cada vez más de moda, cada vez más escuchada. Pero ¿qué es la resiliencia? Según encontramos en Wikipedia, resiliencia es:

La capacidad de los sujetos para sobreponerse a periodos de dolor emocional y traumas

En general, el término resiliencia, si nos olvidamos de sus acepciones de carácter físico o técnico,  se utiliza para referirse a la capacidad de superar situaciones adversas... y no sólo en lo individual, sino también en lo colectivo y muy en concreto en el mundo de la empresa.

Y es con esa perspectiva corporativa, y pensando en especial en empresas abiertas, donde alcanzan sentido las cuatro sugerencias que Charlene Li realiza en su libro 'Open leadership', cuatro consejos orientados a conseguir esa resiliencia frente al fracaso en el seno de empresas abiertas y muy en concreto, en la relación de estas empresas abiertas con sus clientes a través de medios sociales.

Los cuatro consejos son:
  • Reconocer que el fracaso sucede: En un mundo con medios sociales omnipresentes, y teniendo en cuenta que el fracaso es inevitable, el consejo es reconocer pública y abiertamente los errores... y hacerlo con presteza.

  • Animar al diálogo como medio de promover la confianza: El diálogo franco y abierto con todos los stakeholders, especialmente con clientes, es un excelente medio para promover una imagen honesta y generar confianza.

  • Separar a la persona del fracaso: evitando personalizar conflictos o resultados indeseados.

  • Aprender de los propios errores: es quizá el aspecto más relevante. Se puede aprender mucho de los fracasos, de lo que ha salido mal... y sería imperdonable, ya que el fracaso se ha producido, no aprovecharlo al menos para obtener un conocimiento que ayude a mejorar el desempeño en el futuro.
Estos cuatro consejos son una mezcla, por un lado, de una actitud interna ante el fracaso (admitirlo, evitar su personalización y aprender de ello) y por otro una actitud externa en los medios sociales, en cuanto al reconocimiento abierto de los fracasos y la actitud de aprendizaje y de recepción franca y abierta de feedback de clientes.